Johnnie Walker estuvo presente en el empate entre Chile y Alemania por la Copa Confederaciones, en un Fan Fest que se realizó en el Parque Titanium. Los más de mil invitados vieron el partido en cuatro pantallas gigantes,con un audio insuperable. Además, degustaron ricos sándwich junto al intenso y refrescante sabor de Johnnie Ginger. Este ambiente futbolero incluyó un entretenido cotillón y una barra vestida de rojo que alentó con bombo y vuvuzelas a la Roja..